“Nos dejamos llevar muchas veces y lo arruinamos todo”

Hola amigos de La Opción V, tengo 22 años y me gustaría compartir mi testimonio con ustedes. Yo tuve un enamorado con el que estuve alrededor de tres años, nuestra relación comenzó muy bien, nos comprendíamos, nos complementábamos y lo mejor de todo es que éramos amigos. Pero luego todo se tergiversó cuando empezamos a tener relaciones sexuales.

No fue planeado, ni siquiera teníamos la intención de iniciar una vida sexual, pues siempre soñé con casarme virgen, pero nos dejamos llevar muchas veces y lamentablemente lo arruinamos todo.

A partir de ese momento me volví dependiente de esa relación, nos volvimos completamente inestables, terminábamos y regresábamos, y cada vez que teníamos relaciones nos sentíamos tristes, vacíos y hasta solos.

Él ya no era el mismo, no es una mala persona, por el contrario siempre me ayudó mucho en todo lo que pudo, pero lamentablemente empezó a buscarme para tener relaciones y luego me dejaba de hablar por varias semanas, mientras yo padecía un gran sufrimiento por sentirme usada. Él ya no me trataba con delicadeza, empezó a ser grotesco, incomprensivo, egoísta, hasta se impacientaba y me gritaba.

Puedo decir que después de esto he terminado destruida en muchos aspectos de mi vida. He pasado por varias depresiones fuertes en las que he pensado que ya ni la vida tiene sentido, cuando en verdad Dios me ama por sobre todo y yo sé que quiere que vuelva a comenzar.

Yo siempre creí que el tener relaciones sería una entrega por amor, que crearía un lazo indestructible, y pienso que dentro del matrimonio seguramente así es, pero cuando eso se da en un momento inadecuado y apresurado, lo único que consigue es destruirlo todo, hace pedazos los corazones de los implicados.

Hasta el momento sigo luchando contra las consecuencias que esa relación tormentosa dejó en mí. Tengo mucho que curar en mi alma y he decidido volver a empezar de la mano de Dios, que yo sé que me perdona.

Recuerden que el enamoramiento más verdadero que puede haber es aquel que es capaz de respetar y cuidar al otro, valorando su integridad y su dignidad, descubriéndose cada día más como amigos y compartiendo cosas mucho más interesantes que el sexo, ya que eso es parte de otra etapa de la vida.

Si todos lo comprendiéramos eso a tiempo, estoy segura que muchas historias serían diferentes.

C.P., 22 años, Perú.

Testimonio escrito para La Opción V

* ¡Este Blog es un espacio creado para ti! Tú también puedes enviarnos tus preguntas, testimonio o reflexiones a laopcionv@gmail.com, con nuestro compromiso de guardar tu identidad en la más absoluta reserva. Con tu colaboración y participación podremos ser cada vez más quienes creemos que el amor verdadero sí existe, y que el camino para alcanzarlo es la castidad!

** Todas las publicaciones en este Blog son de propiedad de La Opción V. Pueden ser difundidas libremente, por cualquier medio, consignando siempre la fuente. Está terminantemente prohibida su reproducción total o parcial con fines de lucro.

Acompáñame a dar un tour por la nueva página web de

La Opción V