Los hombres sí pueden y deben esperar

Hace unos días, La Opción V publicó un artículo titulado: “Es falso que los hombres no pueden esperar hasta casarse”. En él compartían una entrevista realizada a Jason Evert, autor de varios libros y activo promotor de la castidad.

A lo expuesto en el post mencionado me gustaría añadir una breve reflexión que tiene que ver no tanto con la parte fisiológica de “esperar”, que muchos confunden con “reprimir”, sino más bien con la parte espiritual y constitutiva de un verdadero hombre.

Cuando Dios creó al ser humano le dio dos cosas que lo hicieron distintos a los demás seres vivientes: inteligencia y voluntad. Estas dos potencias fueron los regalos “extra” que vinieron cuando Dios sopló sobre su obra de barro, convirtiéndolo así en el amo de la creación.

¿Para qué la inteligencia? Para conocer y para diferenciar lo que está bien de lo que está mal. ¿Para qué la voluntad? Para que, ojalá,  escoja, de lo que conoce con su inteligencia, el bien, lo que lo lleva a ser realmente libre y feliz.

Simplemente pensar que un hombre NO PUEDE esperar, es decirle que no es hombre. Así de simple. Porque un verdadero hombre tiene inteligencia, tiene voluntad. Decir que el hombre NO ES CAPAZ de dominar sus impulsos es lo mismo que decirle ANIMAL, porque un animal no puede hacer otra cosa que obedecer a sus impulsos. Otra cosa es que no le dé la gana de hacerlo. Pero allí ya entramos en otra discusión, que no es motivo de este breve comentario.

Así que, chicos de La Opción V: si realmente quieren proteger su dignidad como hombres de verdad (y no me refiero a ser “machos”, sino personas humanas) no pueden permitir que alguien diga que son como animales o los trate así. Eso es realmente ofensivo.

Y el mensaje también van para las chicas: para ser mujeres de verdad, que responden a la naturaleza que Dios les ha dado, tienen que usar la inteligencia para conocer a un chico y no caer en  mentiras,  y la voluntad para no ceder a tentaciones o convertirse ustedes en seductoras para usarlos a ellos. Deben convencerse, de una vez por todas, que un hombre de verdad, el que todas soñamos, sí puede y quiere esperar cuando aspira a algo más grande: un amor verdadero.

La Mamá Oca, Colaboradora de La Opción V

Foto: artur84/www.freedigitalphotos.net

* ¡Este Blog es un espacio creado para ti! Tú también puedes enviarnos tus preguntas, testimonio o reflexiones a laopcionv@gmail.com, con nuestro compromiso de guardar tu identidad en la más absoluta reserva. Con tu colaboración y participación podremos ser cada vez más quienes creemos que el amor verdadero sí existe, y que el camino para alcanzarlo es la castidad!

** Todas las publicaciones en este Blog son de propiedad de La Opción V, a menos que procedan de otra fuente. Pueden ser difundidas libremente, por cualquier medio, consignando siempre la fuente. Está terminantemente prohibida su reproducción total o parcial con fines de lucro.

Acompáñame a dar un tour por la nueva página web de

La Opción V